30 de juliol de 2007

CRISTINA NARBONA HA DIT:

Sense comentaris i tal qual, ho ha dit la ministra de Medi Ambient Cristina Narbona: "La extracción de residuos del embalse de Flix, el punto en el que se iba a hacer la toma de agua para el trasvase del Ebro, dará comienzo el próximo otoño con un refuerzo en la calidad y cantidad de los controles del agua potable por la gran cantidad de los lodos contaminantes acumulados allí. El Departament de Medi Ambient de la Generalitat catalana ha destacado que se debe considerar el riesgo potencial asociado a los contaminantes y radiotóxicos depositados durante tantos años en el pantano de Flix, «ya sea por liberación, arrastre o desprendimiento». El departamento catalán reconoció que el estos factores podrían afectar a la calidad del agua, por lo que se incrementarán los ensayos del control. Ya el pasado miércoles, la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, declaró que el punto en el que se iba a hacer la toma de agua para el trasvase del Ebro «no sólo es de un bajísimo nivel en términos de potabilidad, sino que esconde una auténtica bomba de relojería como es la contaminación en el lecho del embalse de Flix». Por ello, la ministra aseguró que la calidad del Júcar «es superior a la del agua en la desembocadura del Ebro», y añadió que el anterior Gobierno, del PP, «conocía el estado del río pero no movió ni un dedo para eliminar la contaminación», por lo que «si se hubiera realizado el proyecto, habría condicionado de manera muy grave la seguridad del conjunto, no sólo de la cuenca del Ebro, sino de todo el trasvase»". (Levante)